Sube la pobreza infantil en más de 50% de países de la OCDE y UE

  • Destacan los casos de México, España, Grecia e Islandia, afirma el Unicef
  • La crisis, desde 2008, elevó a 76.5 millones el número de niños que carecen de lo necesario

Afp, Reuters y Dpa

La Jornada

29 de octubre de 2014

París, 28 de octubre.

Refugiados kurdos en la ciudad siria de Kobani. El escenario adverso para los menores, efecto de los recortes presupuestarios Foto Reuters

Refugiados kurdos en la ciudad siria de Kobani. El escenario adverso para los menores, efecto de los recortes presupuestarios
Foto Reuters

La crisis económica mundial disparó la pobreza infantil en más de la mitad de los países que integran la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y la Unión Europea (UE). Destacan los casos de Islandia, Grecia, España y México, afirmó este martes el Fondo de Naciones para la Infancia (Unicef).

Dicho aumento, desde que estalló la desaceleración en 2008, elevó el número estimado de niños que carecen de lo necesario para vivir –en el mundo desarrollado– a unos 76.5 millones, explica el Unicef en un reporte divulgado aquí.

De acuerdo con el texto, el actual escenario adverso es resultado de los recortes presupuestales de los pasados cuatro años, como los aplicados en Europa, para paliar la crisis.

“Muchas naciones ricas han sufrido un ‘gran retroceso’ en términos de ingresos y el impacto en los niños tendrá repercusiones de largo plazo para ellos y sus comunidades”, declaró Jeffrey O’Malley, director de política y estrategia del Unicef.

Los embates de la desaceleración

En cuatro años la pobreza monetaria de los menores se incrementó en 23 naciones. Por ejemplo, en Islandia 20.40 por ciento, Grecia (17.50), Letonia (14.60), Irlanda (10.60), España (8.10) y México (5).

Los niños de países como Italia, Francia y Luxemburgo también han sufrido los embates de la feroz crisis.

En más de la mitad de las naciones ricas uno de cada cinco vive en la pobreza. En España, Grecia y Letonia se trata de 36 por ciento, y este índice llega a 32 por ciento en Estados Unidos y a 30 en Italia. La otra cara de la moneda la presenta Chile. Es el país que más ha reducido ese tipo de pobreza en dicho periodo: 8.67.

Son más de 6.6 millones de menores los que han caído en la pobreza en estos cuatro años, frente a los 4 millones que salieron de ella, según el Unicef.

Dicho incremento se explica por un “deterioro constante de la situación de las familias, sobre todo por la pérdida del empleo” o de los recortes en los servicios públicos.

Grecia es una de las naciones más afectadas. De acuerdo con el informe, la proporción de niños pobres y gravemente desfavorecidos se ha triplicado en los cuatro años de crisis. Es que, en los peores años de la crisis, las familias griegas retrocedieron 14 años de progreso, y una década en España, Irlanda y Luxemburgo.

Desde 2008, el porcentaje de hogares con menores que no pueden comprar carne, pollo o pescado cada dos días se duplicó en Estonia, Grecia e Italia, resaltó el Unicef. En cambio, en 18 países las familias y los gobiernos encontraron la forma de gestionar la crisis y el número de infantes en la pobreza se redujo. Además de Chile, se suman Finlandia, Noruega, Polonia y República Checa.

El Unicef ve en ello la prueba de que se puede reducir esta pobreza, a condición de que los estados pongan en marcha varias políticas.

La desaceleración también afectó a los jóvenes con dureza. El organismo de Naciones Unidas subrayó que la tasa de adolescentes de entre 15 y 24 años que no estudian ni trabajan aumentó 30 por ciento en Croacia, Chipre, Grecia, Italia y Rumania.

En la Unión Europea, 7.5 millones de jóvenes –prácticamente el equivalente a la población de Suiza– no trabajaban ni estudiaban en 2013 cerca de un millón más que en 2008, explica el informe.

PDF

octubre 29, 2014

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *