Plan carretero amenaza a pueblos indígenas

  • Manifestantes de 11 municipios de Chiapas se oponen al corredor Palenque-San Cristóbal
  • La autopista reduciría de cinco a menos de dos horas el tiempo de traslado, según autoridades

Elio Henríquez

La jornada

10 de abril de 2015

Plan carretero amenaza a pueblos indígenasIntegrantes del Movimiento en Defensa de la Vida y del Territorio y de la agrupación católica Pueblo Creyente, procedentes de 11 municipios de Chiapas, se manifestaron este jueves contra la construcción de una autopista que comunicaría a esta ciudad con Palenque, y cuyo costo será de alrededor de 10 mil millones de pesos, según estimaciones del gobierno federal.

De acuerdo con fuentes oficiales la autopista, cuya construcción comenzaría este año, reduciría de cinco a menos de dos horas el traslado en vehículo de San Cristóbal a Palenque, dos de las zonas más visitadas por turistas nacionales y extranjeros. De acuerdo con los opositores al proyecto, éste devastaría sus territorios.

Hacemos un llamado a los tres niveles de gobierno, municipal, estatal y federal, a escuchar la palabra viva de nuestros pueblos indígenas y mestizos del país, ya que para nosotros nuestra ofrenda viva es la opción por la vida de nuestra madre tierra y de los pueblos que en ella viven, afirmaron en un pronunciamiento elaborado durante un encuentro efectuado el martes en el ejido La Candelaria, municipio de San Cristóbal.

Los firmantes del documento, vecinos de los municipios de Chilón, Yajalón, Tumbalá, Salto de Agua, Tila, Ocosingo, Altamirano, Oxchuc, Huixtán, Tenejapa, San Juan Cancuc y San Cristóbal, expresaron también su oposición a la construcción de presas hidroeléctricas, a la explotación de minas, a la privatización del agua y de la energía eléctrica, lo mismo que a la venta de Petróleos Mexicanos.

De igual forma manifestaron su preocupación por el uso que el gobierno da a los programas oficiales como Prospera y a la Cruzada contra el Hambre, entre otros, así como por la construcción de proyectos turísticos, la venta de los recursos naturales, el alcoholismo, el narcotráfico, la violencia y la violación de los derechos humanos.

Son miles de hermanos que hemos tenido que despedir de nuestras familias y pueblos, muertos a causa de la imprudencia generada por el mal gobierno: nuestros hermanos de Ayotzinapa, Cherán y Acteal, agregaron.

Señalaron que en municipios como Simojovel estamos perdiendo la vida a causa de la corrupción, de la inseguridad, por la división generada por los partidos políticos que estamos experimentando en nuestros municipios, además del ambiente de desconfianza que se nos impone.

Destacaron que este panorama que denunciamos son manifestaciones de muerte, contrarias al proyecto de vida y herencia de nuestros abuelos y abuelas.

PDF

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *